Willy Semler Demuestra la Vigencia de "Tres Tristes Tigres"

En “Tres Tristres Tigres”, una de sus obras más bien logradas dentro del realismo psicológico, el dramaturgo chileno Alejandro Sieveking retrata a tres seres de clase media baja, arribistas y temerosos de la pobreza. Estrenada en 1967 bajo la dirección de Nelson Villagra,  y llevada al cine un año después por Raúl Ruiz, la pieza muestra su vigencia en la versión de época dirigida por Willy Semler, actualmente en cartelera en el Teatro UC.
La obra muestra a un grupo de chilenos de clase media baja -antaño llamados de medio pelo- que luchan por salir de la situación económica que viven a costa de otros, además de aparentar una

forma de vida que en realidad no tienen. Rudy tiene una compra venta de autos que pasa por un mal momento, debe meses de arriendo del  departamento en que vive y por eso intenta seducir a una jovencita adinerada. Tampoco duda en coquetearle a la solterona hija de la dueña del inmueble, con tal de aplazar el pago de su deuda. Tiene un empleado para todo servicio, especie de junior que le sirve en la casa y en el negocio, Tito, quien sueña con que su patrón lo pruebe como vendedor de autos.
Para lograr ese fin, Tito invita a su hermana Amanda, bailarina de club nocturno cesante y algo pasada en edad para el oficio. La idea es que ella conquiste a Rudy y lo incite a dale una oportunidad a su hermano. 
Como personaje intenta sacar provecho del otro, pensando solo en su propio beneficio, y el resultado es lamentable. Toda la acción transcurre en el departamento de Rudy, dando por resultado una atmósfera asfixiante y cada vez más patética, que no parece tener salida. En esta obra, Sieveking sabe dar cuenta de una realidad que en Chile no ha cambiado: son muchos los que viven sacando de aquí y allá para aparentar, con la diferencia que ahora se recurre a las tarjetas de crédito, los avances en efectivo y otras herramientas.
El director, Willy Semler, no sólo respetó el texto del autor sino que también decidió situarlo en los años de su creación. Además, realiza un meticuloso trabajo realista en la escenografía, que ofrece una detallada vista del centro de Santiago desde la ventana del living.
Uno de los aciertos de Semler fue la elección del elenco. Patricia López destaca como la decadente Amanda, transmitiendo pobreza, dolor y desesperación en cada gesto. La actriz maneja su cuerpo para transformarse en una mujer que está en medio de la desesperanza, y que parece inconsciente del momento vital que atraviesa.  
Remigio Remedy maneja a la perfección el rol de Rudy, galán de medio pelo, inescrupuloso y cruel a la hora de desechar a quienes no le sirven. Sus gestos son cancheros y denotan nulo interés en sus semejantes. Erto Pantoja diseña a su Tito desde la inseguridad y el servilismo, haciendo una patética dupla con su hermana  y consiguiendo siempre la verosimilitud. Sólo Kiki Rojo, quien interpreta a la hija de la dueña del departamento en dos breves apariciones, no consigue el absoluto realismo de sus compañeros, viéndose por momentos un poco externa.
“Tres Tristes Tigres” versión 2015 fluye sin baches frente al público, consiguiendo que la triste realidad creada por Sieveking, tan bien retratada por el elenco, toque a los espectadores y lo enfrente a un espacio poco amable de nuestra idiosincrasia.
 
Ficha Artística
Dramaturgia: Alejandro Sieveking
Dirección: Willy Semler
Elenco: Patricia López, Erto Pantoja, Remigio Remedy y Kiki Rojo
Diseño de iluminación: Rodrigo Bazaes
Dirección de arte y diseño vestuario: Carol Anne Raddatz
Diseño de escenografía: Carolina Mardones
Jefe técnico y técnico de iluminación: Gabriel Pozo
Diseño de sonido: Estudio La Chola
Fotografía: Paolo Remedy
Diseño afiche original: Simón Sepúlveda
Diseño piezas gráficas Teatro UC: TILT Diseño
 
Coordenadas
Teatro UC (Plaza Ñuñoa)
Hasta el 30 de mayo 2015
Miércoles a sábado 20:30 hrs.
$8.000 entrada general, $6.000 convenios, $5.000 adulto mayor, $4.000 miércoles populares,  $3.500 estudiantes.