“Hamlet” y “La Familia Argentina”: entre el desborde escénico y la crudeza de la realidad

Fiba en Chile, gracias a Santiago a Mil, trajo dos obras impactantes en su diferencia. Hubo una tercera, “Una Flauta Mágica”, que www.santi.cl no pudo disfrutar.

“Hamlet”  y “La Familia Argentina”: entre el desborde escénico y la crudeza de la realidadUn Hamlet 2.0: Thomas Ostermeier (43) tiene varios pergaminos en su currículo, entre ellos ser director artístico de la Berliner Schaubühne, teatro oficial alemán. A Chile llegó con su particular versión de “Hamlet”, de dos horas y media, y con sólo seis actores en escena que dan cuerpo a una desenfadada versión contemporánea, donde la locura del protagonista alcanza ribetes únicos. De terno y corbata o con la corona al revés, con la ayuda de sus impresionantes ojos celestes, el actor Lars Eidinger compone a un príncipe de Dinamarca que no puede salir de la locura que simula. La pieza parte con el “ser o no ser”, que luego se repite, hay proyecciones audiovisuales, no hay cuarta pared y todo sucede en escena vertiginosamente. Hay menos literatura, claro está, pero la esencia de la tragedia shakesperiana palpita maravillosamente fresca en la pieza de Ostermeier. El recurso de la cámara en mano aumenta la sensación de locura generalizada que entrega la obra. Una experiencia arriesgada, que cumple con creces.


"Hamlet"
Autor: William Shakespeare
Dirección: Thomas Ostermeier
Dramaturgia: Marius von Mayenburd
Intérpretes: Compañia Schaubuhne am Lehniner Platz (Robert Beyer, Lars Eidinger, Urs Jucker, Judith Rosmair, Sebastian Schwarz, Stefan Stern.


Relaciones peligrosas: Alberto Ure escribió “La Familia Argentina”, su único texto teatral, a fines de los 80. Cristina Benegas, su colaboradora, le sacó lustre y lo montó ahora con un resultado que sorprende por su potencia. Ure muestra como una familia contemporánea, armada por dos separados con hijos, estalla de manera tormentosa. Carlos, un psicólogo, se separa de su mujer, Laura, y termina siendo pareja de la hija de ésta, a quien crió. ¿Incesto? ¿Inmoralidad? ¿Amoralidad? ¿Ninguna de las anteriores? A través de diálogos crudos la obra expone la destrucción de las relaciones convencionales, los secretos de familia, los tormentos no compartidos, la inevitable soledad en compañía. Banegas no necesita más que los actores en escena para dar cuerpo a este drama. Ellos, increíblemente cómodos en sus políticamente incorrectos y reconocibles personajes, entregan un desgarro natural a cada texto. El trío da cuenta de la manera tan orgánica como los actores argentinos viven el realismo, desde el susurro al grito, sin concesiones.

“Hamlet”  y “La Familia Argentina”: entre el desborde escénico y la crudeza de la realidad"La familia argentina"
Dirección: Cristina Banegas
Dramaturgia: Alberto Ure
Elenco: Claudia Cantero, Carla Crespo, Luis Machín