Obra latina Premiada en Nueva York llega a Chile

¿Qué serías capaz de hacer por lograr un cliente que salve tu empresa? Ese es el dilema de los personajes de “El Pez Gordo”, obra escrita por Roger Rueff y llevada al cine por Kevin Spacey y Dani de Vito en el 2000, que se revela descarnadamente actual en la versión del director peruano Walter Ventosilla. El montaje, estrenado a fines del año pasado en Nueva York con un elenco sudamericano donde participa un chileno, destacó en las premiaciones de la ACE y los ATI, lo que motivó una gira por Latinoamérica. La primera parada fue Paraguay, donde la obra se presentó en el Teatro Arlequín los días 24, 25, 26 y 27 de agosto.

Esta semana llegará al Mori Vitacura, donde ofrecerá cuatro funciones del 7 al 10 de septiembre. Los cronistas de espectáculos neoyorquinos, ACE, galardonaron la puesta en escena como Mejor Producción Drama, Mejor Actor Drama (Daniel Ojeda) y Mejor Iluminación (Eduardo Navas), además de nominarla en las categorías Mejor Actor de Reparto Drama (Ed Trucco) y Actor Revelación del Año (Nicolás Alvo).
En el ATI ganó los premios a Mejor Producción Independiente y Mejor Actor Drama (Daniel Ojeda), además de ser nominada como Actor Revelación del Año (Nicolás Alvo) y Mejor Dirección (Walter Ventosilla).
“El Pez Gordo” muestra lo que sucede cuando en una suite de hotel se reúnen tres trabajadores de una firma de lubricantes industriales en crisis, que preparan una fiesta para captar nuevos clientes: Phil, jefe de cuentas cincuentón y divorciado que ha comenzado a cuestionarse sus metas en la vida y en el trabajo; Larry, en los cuarenta, personificación de un vendedor agresivo; Bob, joven afable y de fuertes creencias religiosas, que acaba de ingresar en la empresa. En la reunión se ponen en juego los valores morales de la sociedad actual y los principios éticos del trío.
El actor chileno Nicolás Alvo, quien estudió teatro en Nueva York, y el paraguayo Daniel Ojeda, unieron fuerzas para montar y actuar esta obra. “Daniel me pasó el guión y me dijo que nos asociáramos para hacerla si me gustaba. Apenas la leí supe que teníamos algo especial. El tema del conflicto moral en los negocios es realmente contingente y algo que teníamos muchas ganas de explorar. Nos juntamos a hacer una lectura y decidimos que el objetivo final era llevar la puesta en escena a Latinoamérica. Ambos pensábamos que sería bien recibida allá por el período de transición económica en la que se encuentran muchos países de la región”, señala Alvo, quien participó de la producción a través de Primordial Jam Productions.  El tercer actor, Ed Trucco, fue escogido a través de una audición.
Fueron dos meses y medio de ensayos, cuatro veces a la semana, los que tuvo el equipo, bajo la atenta mirada de Walter Ventosilla, quien buscaba la verdad de los personajes. Alvo precisa que “hablamos mucho de como cada uno de ellos es una evolución del otro, quizás una misma persona experimentando la vida de un vendedor en distintas etapas. Cada cruce o movimiento de los personajes tiene un objetivo muy definido en este montaje, casi como en un baile”.
Sobre el regreso a Chile, Nicolás, que estudió actuación en Tisch School of Arts de la Universidad de Nueva York, señala estar emocionado. “No he hecho nada en mi país desde que estaba en el colegio, hace ya 7 años y medio. Siempre ha sido mi objetivo integrar a Chile en mis proyectos. Después de terminar esta obra, mi objetivo es viajar a dirigir un largometraje en el sur”.

 

 

 

Ficha Artística
Traducción: Bernabé Rico
Iluminación: Eduardo Navas
Escenografía: Leni Mendes
Vestuario: Manuela Cabañas
Producción: Primordial Jam Productions

 
Coordenadas
Mori Vitacura (Av. Bicentenario 3800)
7, 8, 9, 10 de septiembre
Jueves a sábado 20:30 horas. Domingo 19.00 horas.
Entrada $15.000